Colegio de Flowers Hill estará listo para actividades académicas en el 2017

Una de las falencias del proyecto de construcción de mega colegios en San Andrés que puso en marcha la administración de Aury Guerrero Bowie es la lentitud, la demora y el retraso de tales obras que hace tres años debieron haber sido terminadas y puestas en funcionamiento.

Lo que se cree es que estos retrasos en algunos casos han generado sobre costos a los referidos proyectos, algunos de los cuales se demorarán al menos otros dos años más antes de ser terminados o puestos en operación.

En el entre tanto, los estudiantes de los planteles educativos albergados en esas instalaciones locativas, deben deambular como alumnos parias o nómadas de colegio en colegio, compartiendo con otras instalaciones su reducido espacio hasta el hacinamiento.

Pero esa situación parece quedar resuelta en el próximo calendario lectivo para los estudiantes de la institución Flowers Hill Bilingual School, la cual se encuentra terminada en un 90 por ciento, dejando una moderna edificación con arquitectura sismo resistente, con ascensores, restaurantes escolares, salones de danzas y muestras artísticas, canchas deportivas, áreas administrativas y salón de profesores, etc., con una estructura arquitectónica bien lograda para su ubicación geográfica, la cual tuvo un costo de once mil millones de pesos.

The Archipiélago Press hizo un recorrido guiado por el director de la obra el arquitecto Carlos Herrera, quien explicó el desarrollo de la misma, las áreas acabadas, las especificaciones de la nueva edificación ya terminada que estaba en fase de dotación por parte de las directivas del colegio y de la Secretaría de Educación, y solamente se trabajaba en una obra que fue adicionada para ampliar las áreas administrativas y salón de profesores, para albergar con más comodidad a los docentes, y a espera de la aprobación de un reforzamiento que se requiere a un muro de contención para hacer unos rellenos necesarios para el asentamiento del terreno, a efectos de garantizar la buena estabilidad de la estructura del bloque donde se adecua el salón de profesores.

No obstante la demora, el resultado final de la obra, que además de ser un moderno colegio, con amplios espacios, diseños anti sismos, y demás especificaciones técnicas, permitirá una excepcional vista panorámica de la isla a todos sus estudiantes en 14 amplios salones de clases, quienes seguramente desde el primer día de actividades del calendario lectivo de 2017, podrán estrenar las aulas que tanto han esperado en los últimos tres años, recibiendo clases en salones prestados.

Deja un comentario