Hospital ahora es gerenciado por un político bogotano que aspiró al Concejo Distrital

Directivos foráneos están jugando con la vida de isleños y turistas según denuncian empleados

Los contratistas foráneos que entraron al Hospital Departamental a instancias del nuevo operador del centro asistencial (UT Island Health) empezaron a adoptar decisiones arbitrarias que incluso irrespetan la condición profesional del personal administrativo que estaba encargado de la Dirección del Centro Asistencial, y este viernes cortaron tres cabezas que estaban dispuestas a hacer pública la situación grave de carencias de insumos que tiene el Clarence Lynd Newball Memorial Hospital.

A partir de este viernes el nuevo gerente del hospital es el señor José Julián Carvajal, gerente de la empresa Salus, -un ejecutivo, foráneo- la cual hace parte de la Unión Temporal conformada para la operación de la red hospitalaria y quien en principio fue beneficiado con un multimillonario contrato de Telemedicina, quien relevó al gerente Hassam Hendauss, a la líder de Infraestructura Diana Calderón y a la subdirectora administrativa y financiera, Olga Dickens y nombró como subdirector administrativo y financiero al señor César Gómez, pero manteniendo cambios pendientes de efectuar en la dirección de Recursos Humanos. Carvajal es un político del Partido Conservador que en el año 2011 aspiró al Concejo Distrital de Bogotá pero no alcanzó una curul en esa corporación.

“En el día de hoy, el Dr. José Julián Carvajal echó de sus puestos en el Hospital a toda la planta administrativa; el último escollo entre él y su macabro plan de salud para las islas. Después de la pantomima que orquestaron para la visita judicial, el hospital, el único hospital público del departamento tiene suspendidas las cirugías programadas y durante la semana ha contado con dos unidades de sangre. Es hora de levantarse pueblo”‘ advierte un mensaje por redes sociales que esta redacción confirmó como verídico con funcionarios del centro asistencialista.

“Mira anoche solo habían dos unidades de sangre en todo el hospital, nosotros no podemos esconder esas cosas, no hay troponinas para detectar infartos, no hay medicamentos para embarazadas (oxitocina), no hay cirugía programadas por que no hay ropería, ni insumos. Nosotros no podemos esconder eso. Esos son los que permitimos que vengan y hagan lo que quiera con nosotros. Tu sabes lo que significan dos unidades de sangre para todo un Departamento? Y nosotros con los nervios de punta rogando que no lleguen accidentes, que no ocurra nada grave. Eso Dios no nos lo perdonaría. Eso no puede permitirse”, concluye la grave denuncia efectuada a esta redacción.

“Cuando se fueron los de la UCI si nos lo advirtieron que la llegada de ese tipo era lo peor que le podía pasar al hospital. Y en realidad es así, nos dijeron que Carvajal era terrible”

Esta nueva situación se presenta en momentos en los que el Gobierno Departamental anuncia que trabaja en la creación de una empresa de economía mixta que opere la red hospitalaria de la que hacen parte el Departamento con un 60 por ciento y un privado con un 40 por ciento.

Comentarios (0)
Agregar Comentario