Ex gobernador denuncia loteos ilegales que generan nuevos asentamientos subnormales

0

Loteo en la frontera forestal del sector de Potty Hill,  promovido por Lindon Pole Williams, en el lindero Sur, parte alta del Parque Archbold, sector de Potty Hill, zona de reserva forestal en el Plan de Ordenamiento Territorial.

A través de su blog Quitasueño, el exgobernador del Departamento Álvaro Archbold Núñez denunció una grave situación que está promoviendo nuevos asentamientos urbanos con la complacencia de las autoridades, mediante el loteo de predios para la masiva urbanización de áreas forestales que generaran más daños ambientales y presiones sobre los recursos naturales. El siguiente es el texto de la publicación del exmandatario de las islas:

Si usted, respetado lector, es de los que piensan que la isla de San Andrés colapsará, con este escrito se pretende demostrar que la isla ya colapsó. Eso afirman expertos con quienes Quitasueño dialogó.

Existen, eso sí, diferentes expresiones o manifestaciones del colapso. Unas ya se han dado, otras están ocurriendo, y algunas sucederán con el transcurrir del tiempo. Lo único seguro dentro de las probabilidades, es que ni usted ni yo seremos testigos presenciales del desenlace final.

La historia que contiene esta entrega se constituye desde ya en un buen ejemplo y testimonio del colapso de la isla. El daño ambiental, económico, social y cultural es tan profundo, severo e irreversible,  que sobrepasa desde lejos cualquier fórmula de capacidad de carga para hacer viable una isla de carácter oceánica de tan solo 26 km2., con una de las densidades más altas del planeta.

Repasando la historia documental de las islas, es imprescindible retomar “Rojo y Verde”, un boletín ecológico de la isla de San Andrés, nuestra primera experiencia en la pretensión de seguir investigando sobre nuestras posibilidades como comunidad y territorio.

Desde este boletín quincenal, apoyados por computadores IBM-AT de segunda generación, publicamos diversos artículos, que en su reedición, el historiador Jairo Archbold Núñez, subtituló: Rojo y Verde: “Una visión anticipada de la problemática socioeconómica y medioambiental en el archipiélago de San Andrés y Providencia”.

“La muerte de Duncan Swamp, ¿Otra puñalada a los pulmones de la Islas?” publicada en ‘Rojo y Verde” en  su Edición No. 13 del 6 de abril de 1988, era apenas una de las premoniciones de la tragedia que cubriría a San Andrés en los años por venir: “Los loteos”.

Duncan Swamp, en 1986, era un pantano ubicado en inmediaciones de la planta desalinizadora, la cual fue construida para tratar el agua proveniente del mar, pero que terminó extrayendo agua de unos pozos que se encontraban conectados al manto acuífero del pantano, originando el desplazamiento de la cuña marina hacia el acuífero de agua fresca, produciendo su muerte paulatina, el cual como una esponja, tenía la función de mantener la humedad circundante, permitiendo realizar una agricultura tradicional, sin necesidad de estar sujetos a los periodos de lluvias.

Dentro del viejo Plan de Ordenamiento Territorial, dicha zona fue considerada como importante para el mantenimiento de la flora de la isla, y un informe especial del Ministerio de Minas de 1957, recomendó que debería ser considerada, junto al Bight y Orange Hill, como el sitio ideal por excelencia para la captación de agua.

Aunado a lo anterior, en áreas colindantes al pantano, miembros de familia Escalona, nativos de las islas, organizaron un gran loteo, que contribuyó a la contaminación del acuífero y a la disminución del nivel freático, afectando el “Duncan Swamp”, ecosistema de indiscutible importancia como factor de resilencia de la afectación de la isla por los errores y malas prácticas ambientales a través de los años.

L.P.W. Property S.A.S. de San Andrés Islas

EL 9 de enero de 2007, el profesional de la isla, Lindon Pole Williams, inscribió en la Cámara de Comercio de San Andrés, la sociedad comercial por acciones, L.P.W. Property SAS, cuyo objeto social principal, entre otros, es la realización de cualquier acto lícito de Comercio, así como la administración y venta de inmuebles, casas, terrenos, locales, apartamentos, vehículos, y asesorías de bienes raíces. No es el único. Como él,  existen más , de diferentes orígenes y procedencias.

Loteo promovido por Lindon Pole Williams en el sector de Red Ground. Tala y descapote arbóreo. Generador de conflictos de vecindad por servidumbre de tránsito.

Dentro del denominado objeto social de la sociedad, Lindon Pole Williams, inició bajo diferentes modalidades, un proceso indiscriminado de loteos en diferentes lugares de la isla,  en donde él jamás figura como propietario en la historia o certificación de los inmuebles, pudiendo obtener hasta 21 lotes, de uno de mayor extensión de 113:00 mtrs, violando normas penales,  ambientales, urbanísticas y de ordenamiento territorial.  La modalidad más utilizada  la describe Quitasueño de la siguiente manera, observando el Folio Nro. 450-14717 de la Oficina de Registro de la Oficina de Instrumentos Públicos de San Andrés:

El señor Lindon Pole Williams desarrolla el objeto social de L.P.W. Property SAS, como intermediario entre dos personas: El propietario del lote de terreno, que en la mayoría de los casos lo ha adquirido a través de una declaración judicial de pertenencia, y unas personas que desean adquirir -casi todas inmigrantes- cada una, una pequeña fracción de ese lote de mayor extensión.

O sea, el propietario original, o titular de dominio del inmueble, no enajena directamente ese lote de mayor extensión a dichas personas, sino que lo hace a través del señor Ularte Cervero Pole Williams, hermano de Lindon Pole Williams, por medio de una promesa de venta, prometiéndole pequeños porcentajes a cada uno de los individuos, de unos derechos de cuota sobre el inmueble, limitándoles el dominio, y cuya fracción deberá desenglobar, permaneciendo cada promitente comprador como comunero hasta tanto no sea liquidada la comunidad, y quienes sin permiso ni licencia de la Secretaría de Planeación, inician hasta su finalización, la construcción de una edificación ilegal, la mayoría de las cuales ubicadas en zonas consideradas por las Unidades de Planificación Zonal del Plan de Ordenamiento Territorial, como reserva forestal, y sobre cuya propiedad difícilmente podrán garantizar créditos o préstamos en instituciones financieras, aunque algunos ya han hipotecado sus derechos de cuota a favor de personas naturales.

Sin embargo, para efectos catastrales, los titulares de los predios adquiridos con limitaciones de dominio como comuneros, deben ser inscritos con esta calidad, siendo sujetos activos del pago del impuesto catastral en la Gobernación, y las edificaciones levantadas vienen a ser consideradas como mejoras, con otra situación de precariedad para el comunero: la inscripción en el catastro no sanea la titulación sobre los inmuebles”

La complacencia de las autoridades

El Gobernador de San Andrés, con la enorme cantidad de recursos que posee el Ente Territorial a partir de la liberación de la Gobernación de la Ley 550, nada hace para revertir la situación, omitiendo apropiar en el presupuesto los recursos necesarios para el control del ordenamiento territorial, a través de la Secretaría de Planeación, convirtiéndose en actor y cómplice por omisión de esta gran tragedia.

La Corporación Ambiental “Coralina” ha recibido denuncias contundentes, habiendo expedido a través de la subdirectora de Gestión Ambiental, Opal Bent Zapata, el Auto No. 442 de 2013, en donde le impone al señor Lindon Pole Williams, una medida preventiva de suspensión inmediata de la actividad de descapote con maquinaria pesada y tala de especies arbóreas, al haber sido sorprendido en el predio desarrollando dichas actividades.

Teniendo en cuenta la gravedad de los hechos, La procuradora Judicial Agraria y Ambiental tramitó mediante Oficio No.3600017-SAI00224, una queja por los mismos hechos, interpuesta por un grupo de ciudadanos de la isla contra el señor Lindon Pole Williams, dándole traslado de la misma a la Jefatura Seccional de Fiscalías del Departamento, por el presunto delito de daño ambiental, sin que a la fecha se hayan obtenido los resultados esperados. Dicha denuncia fue ratificada públicamente por uno de los denunciantes en la Audiencia Pública convocada por el Fiscal General de La Nación el pasado 13 de octubre, dentro del programa bandera de la Entidad de la Rama Judicial, “Bolsillos de Cristal”.

Loteo en sector de Potty Hill. Construcción ilegal de vía de acceso con maquinaria pesada: Tala, remoción de capa vegetal y descapote arbóreo.

La comunidad Raizal: víctima y victimaria.

En momentos en los que la comunidad raizal se encuentra sentada con agentes del gobierno nacional alrededor de una mesa de discusión del Estatuto Raizal, el componente territorial deviene en uno de los puntos más trascendentales dentro de la agenda, motivo por el cual, acciones ilegales como las desarrolladas por Lindon Pole Williams, y cualquiera que desarrolle actividades de esta índole, colocan a la comunidad en la doble posición de víctima y victimaria, lo cual dificultaría aún más, las acciones de reparación, ante las cuales los agentes estatales se han mostrado reticentes.

Pero más grave aún es la profundización del colapso y agotamiento de la isla en todos los aspectos: el demográfico, por la superpoblación; el económico, por la corrupción y profundización de las desigualdades; el ambiental, ante la degradación de los ecosistemas, agravado por todas las situaciones adversas que ya comenzaron a manifestarse con el cambio climático; las sociales, generadas por un conflicto por el territorio, la violencia, delincuencia y muy probablemente otros  que se vislumbran con absoluta claridad, que pueden surgir por el desabastecimiento del agua en una población demográficamente desbordada y desbocada; y culturales, porque es imposible que las prácticas culturales de un pueblo ancestral logren sobrevivir si no tienen como soporte el territorio.