San Andrés finalmente cuenta con una alternativa tecnológica para tratar los residuos infecciosos

0

Tres meses después de la puesta en marcha del equipo Celitron Esterilizador, Integrado y Triturador (ISS), y tras comprobar que los desechos manejados a través de dicho sistema pierden toda característica de peligrosidad (en pruebas de laboratorio realizadas por UT BIODESCONTEC SAI); hoy podemos decir que la Isla de San Andrés cuenta con una alternativa tecnológica para el tratamiento de los residuos infecciosos generados en el Departamento Archipiélago.

El Sistema se encuentra instalado en el Hospital Departamental Amor de Patria y es operado por la firma UT BIODESCONTEC SAI, como parte de un contrato de prestación de servicios suscrito entre la IPS de la Universidad de Antioquia y dicha empresa.

Desde la entrada en operación del Sistema Celitron Esterilizador, Integrado y Triturador,  entre los meses de Diciembre de 2013 y Febrero de 2014, se han tratado adecuadamente más de quince mil (15.000) kilogramos de residuos infecciosos peligrosos.

El tratamiento de los residuos infecciosos se realiza a través de la operación del Sistema ISS, el cual es un equipo de autoclavado híbrido que brinda una solución compacta para los residuos médicos peligrosos generados por Hospital Departamental Amor de Patria. El equipo consta de un esterilizador de vapor grande, diseñado para el tratamiento in situ de desechos sólidos infecciosos o de riesgo biológico, el cual es acorde con las recomendaciones dadas en el año 2009 por parte de Coralina, en su ‘Portafolio de Algunas Tecnologías Existentes en el Mercado para el Tratamiento de Residuos Hospitalarios’; así mismo, está incluido dentro de los equipos sugeridos por el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, PNUMA, (UNEP por sus siglas en inglés), en su documento emitido en el año 2012 y titulado, Compendio de Tecnologías para el Tratamiento y/o Destrucción de Residuos Hospitalarios Peligrosos, teniendo este último, la finalidad de brindar a los gobiernos nacionales y locales, organizaciones de salud y demás partes interesadas de los países en desarrollo, un sumario de tecnologías apropiadas para la destrucción de residuos hospitalarios peligrosos.

Buenas nuevas para la isla

Hay una solución definitiva a la problemática de tratamiento y disposición final de los residuos infecciosos o de riesgo biológico que se generan en las instalaciones del Hospital Departamental Amor de Patria. Esto trae consigo una serie de ventajas ambientales y también sanitarias especialmente porque se previenen los riegos relacionados con el esquema de evacuación de los desechos, es decir, los asociados a problemas de contaminación cruzada, debido a que los residuos son trasladados en los mismos buques donde son trasportados los alimentos que llegan a nuestro Archipiélago, así como lo relacionado con los largos periodos de almacenamiento de los desechos (desde su producción hasta su evacuación), lo que lógicamente redundaba en una mayor posibilidad de proliferación de los microorganismos patógenos (virus, hongos y bacterias) contenidos en los mismos.

La operación sistema ha reportado las siguientes ventajas y/o beneficios:

Los residuos generados por el Hospital Amor de Patria son tratados diariamente en las instalaciones del generador; los desechos se manejan en la misma fuente de producción eliminando el almacenamiento temporal de los mismos.

Disminución de los costos –altos- de transporte marítimo y terrestre, de adquisición de insumos y/o materiales (tanques y recipientes) y costos logísticos mensuales del Hospital Amor de Patria para evacuar los residuos hacia el continente.

Es tecnología respetuosa con el medio ambiente. Los residuos triturados se reducen a 1/5 de su volumen original, sin que se emitan sustancias perjudiciales. El sistema es seguro. (puertas con bloqueo automático evitan manipulaciones no autorizadas) ISS, es un sistema compacto; ocupa un espacio de 3 x 4 metros.

Los residuos de riesgo biológico son convertidos en residuos ordinarios no peligrosos, minimizando riesgos al eliminar el transporte externo de los mismos. Incrementa el nivel de control del riesgo que implica entregar a un operador externo los residuos para su procesamiento.

Es una tecnología limpia: su operación no genera emisiones o residuos que contaminen el ambiente. Ahorra el 95% de agua en comparación con las autoclaves convencionales.

Deja un comentario