Sin consenso aumento en la tarjeta de turismo

0

El proyecto de Ordenanza que hace tránsito en la Asamblea Departamental, que ordenaría un significativo aumento en el precio de la tarjeta de turismo que debe pagar cada viajero, no ha sido de buen recibo por parte de los empresarios y directivos de entidades que día a día trabajan para llevar al turismo a las islas, además de los nativos que tienen a su cargo servicios turísticos como la Asociación Johnny Cay.  

Para la mayoría de los consultados los recursos que genere esa tarjeta, deben ser invertidos en infraestructura turística y la mejora en materia de seguridad, acueducto, alcantarillado, pero son obras que deben construirse antes de cobrar un ingreso costoso y no al revés. 

Victorio Wilson Francis, asociación de Johnny Cay 

“Me parece que hay que pensarlo y hacer inversión en los sitios turísticos, porque si se piensa en llevar turistas de alta calidad hay que tener servicios de alta calidad. Que el dinero de la tarjeta se invierta en turismo. Si la plata no se pierde en corrupción me parece bien”. 

Juan Carlos Osorio, presidente de Ashotel, gerente del sistema Sol Caribe 

“Ashotel tiene una posición muy clara y es que la tarjeta de turismo se puede aumentar pero gradualmente, en la medida que se vayan viendo obras, en la medida en que se reinviertan los recursos que ingresen por tarjeta en obras que el turista note cuando regrese.

Esos recursos deben dirigirse al mejoramiento de infraestructura urbanística para ser más competitivo. Somos conscientes en que debe haber aumento pero no del cien por ciento”. 

Jesús Gallardo, gerente propietario del sistema hotelero El Dorado

Apoyamos el incremento de la tarjeta de turismo siempre y cuando se destine para mejorar la infraestructura turística, no para otras cosas. La columna vertebral de la economía nuestra es el turismo, si se desvían los recursos hacia otros renglones, que son muy importantes en la parte social, pues dejaría de ser importante la tarjeta de turismo porque el dinero se debe utilizar para lo que se necesite en materia de turismo.

Hace falta un buen alcantarillado, un buen acueducto, que los visitantes vean una isla limpia, organizada y se construiría armonía porque los recursos beneficiarán a todos. La tarjeta no es costosa porque San Andrés está exento de IVA lo cual es atractivo para el visitante”. 

Nashalee Megan Livingston Davis, directora ejecutiva de Anato capítulo San Andrés 

“El aumento puede llegar a ser un golpe bastante duro para las agencias de viaje, Anato tiene el tema en la mesa para dialogar con el mandatario de la isla, pero es algo muy delicado que debe tener un análisis profundo.

La infraestructura debe mejorar y organizar lo que hay. “Antes de mostrar tu casa tienes que organizarla” y San Andrés tiene el potencial, se debe actuar con sentido de pertenencia”. 

Sandra Howard Taylor, viceministra de Turismo 

“No conozco el proyecto, he oído de él pero no conozco el texto del mismo luego mal haría en dar un concepto al respecto, sin embargo estoy absolutamente segura de que si la administración departamental lo está proponiendo es porque considera que va a ser una medida que va a traer beneficio a la región.

Todos hemos venido escuchando de tiempo atrás que San Andrés necesita mejorar el nivel de los servicios que se prestan para así mismo poder atraer segmentos de turismo que le dejen más valor agregado a la isla y mientras los recursos sean destinados a mejorar la infraestructura turística, impulsar estrategias de promoción adecuadas, por supuesto que lo veremos con buenos ojos y acompañaremos al gobierno departamental en esa medida”. 

Mercedes Melo, profesional en turismo 

“Llevo muchos años trabajando con San Andrés y me sigue preocupando porque cada vez hay menos infraestructura y tenemos una tarjeta de turismo que según se comenta, se va a incrementar. Primero que todo estamos en el país y no entiendo porque debemos pagar una tarjeta de turismo para entrar, si es la misma geografía colombiana. 

Segundo, cuando el turista está en san Andrés quiere ir al Acuario y paga por su transporte y se debe pagar un impuesto de Coralina que cuesta 5 mil pesos y llegas a Johnny Cay y no hay un muelle porque el que hicieron ya no está en uso. 

Hace poco estuve con un grupo de 115 personas y fue muy difícil el embarque y desembarque, tuvimos el accidente de una niña al chocar dos lanchas en Johnny Cay y una instrumentadora perdió sus dedos. Eso se ve a diario, para abordar llega la ola y tira la gente, hemos visto fracturas de hombros, accidentes absurdos la pregunta es: ¿Dónde está la plata que ingresa todos los días? 

Te mueves al centro y ves miseria, en el Hoyo Soplador no se disfruta nada, todo es comercio, no hay control para nada ni para nadie. Con el alza del dólar el turismo se ha incrementado pero los servicios no son proporcionales ni coherentes con lo que se paga. 

Ya con 48.800 pesos de tarjeta era muy alto porque es nuestro país, no somos extranjeros y ahora hay que pagar 52,800 y la gente dice es absurdo porque nada mejora, pagamos más pero seguimos con los malos servicios como la pista del aeropuerto. Tuvimos dos grupos con vuelos a las siete de la noche y salieron a las doce o una de la madrugada porque la pista estaba en obra. La economía de San Andrés depende del turismo y si continúan las afectaciones vendrá el desempleo, la miseria”.

Comentarios
Cargando...